Las Consideraciones de Orhac, un reporte de la situación real de La Iglesia de Jesucristo bajo Ministerios obrando fuera de Efesios 4:11

 Este reporte quizá difiera del Reporte que tengan otros Ministerios, los cuales podrían ver La Iglesia glorioso y triunfante, en Unidad, libre de corrupción, en santidad, justicia, verdad y caminando en el Espíritu.

Este es el reporte de Orhac, el motivo y el espíritu que Dios ha puesto en nosotros, y que lo anima en este Ministerio como La 1ª Comisión Universal de los Derechos Espirituales del Creyente; el cual ha levantado a través de la vida de Orhac que nace bajo un sentido de justicia e indignación, por la situación que hemos venido observando desde el inicio de mí conversión en 1972. 

En el Ministerio en vida del Señor Jesucristo, las personas que lo escucharon captaron con claridad las expectativas que podían recibir de Jesús; pero también captaron con mayor claridad LA EXPECTATIVA que Jesús esperaba del Hombre. 

Esto le quedaba bien claro al Pueblo, así que si un hombre decidía recibirlo, éste estaba conciente de lo que se esperaba de él, pero también de lo que podía gozar al convertirse en un seguidor de Jesús. El Creyente seguiría siendo un simple Creyente si se estanca en el nivel de la Gracia; pero se convierte en Discípulo al abrazar también la verdad, esto implicaba una gran responsabilidad si se le mira en el espectro humano, pero en el nivel espiritual esto significaría un compromiso. 

 Por eso muchos preferían RECONOCERLO como Elías, como Juan el Bautista, como Jeremías, o uno de los profetas. Un reconocimiento de grandeza hacia el Señor Jesús, pero sin compromiso. 

(Israel como Nación tomó su decisión, sus representantes los ancianos no le recibieron; pero tampoco se quedaron con el calificativo de tibios, fluctuando entre dos pensamientos; que es el caso de muchos creyentes: ni son totalmente del Mundo, pero tampoco son totalmente de Cristo. No se tarda el día en que Israel tendrá una confrontación con el Señorío de Jesucristo, al cual recibirán sin ninguna duda ni discusión.)

 

Aún en su ceguera, el Hombre no quería recibirlo como Jesús el Cristo, el Hijo del Dios viviente, porque esto lo llevaría a un compromiso, a un vínculo con el Señorío que representaba la persona de Jesús; a lo cual el Hombre tiene el mayor impedimento por causa de la soberbia. 

En realidad, el Hombre no va a ser juzgado por ninguno de sus actos pecaminosos, (que son consecuencia) sino por el orgullo que le impide reconocer su pecado y confesarlo. 

  • Si la Iglesia mantuviera esa perspectiva, el Mundo sabría con claridad en que posición se encontraría, tanto si recibe o rechaza la persona de Jesucristo. 
  • Por eso no es difícil que con la  clase de “Evangelio” que se predica hoy día, las personas se enganchen fácilmente en cualquiera de las versiones de religiones profesantes, o con cualquier Ministerio sensacionalista; porque no se le está presentando un vínculo con el Señorío de Jesucristo y el reino que representa. 
  • Esto nos lleva a otro aspecto del problema actual, al no tener claro por parte del Ministerio el concepto del Señorío de Jesucristo y la posición tan excelsa en que Dios lo ha colocado (¡Siéntate a mí diestra!); no se tiene conciencia del reino de Dios; del concepto de Nación de Dios; del orden de Gobierno, de la Obediencia; del Discipulado; de la Unidad de Dios; de la Santidad; de la Justicia de Dios; de la función sacerdotal  en la alabanza, adoración e intercesión tanto del Creyente como del Ministerio; y por supuesto a falta de Revelación de Su Palabra, el Hombre echa mano del recurso de la Teología y la convierte en Dogma; aparte que hace inoperante al Paracleto, el Espíritu Santo para que obre en el Creyente con el Fruto del Espíritu, y los dones en el Cuerpo. 

De ahí se deriva el desorden y confusión en el Ministerio, al convertirse “todos” en pastores,  desechan el Orden de Dios (“Diseño de Dios”) al no poder distinguir la iglesia local, de la Iglesia “Institucional”, esconociendo a Los Ancianos y su trabajo, la función administrativa de los Diáconos, y aparte no saben cómo moverse bajo las cinco operaciones de Efesios 4:11 y 1ª. Corintios 12:6, 28. 

  • Esto también nos lleva a observar que los objetivos del Ministerio profesante hoy día, es la “multiplicación”, olvidándose de la Formación del Creyente y del vínculo del Discipulado. Les parece muy sencillo dirigirse a una pequeña congregación o multitud de gente, y al terminar de predicar, se van a celebrar a un Restaurante.  
  • Al olvidarse el Ministerio, del  Señorío de Jesucristo y el reino que representa, lo ha llevado a formar una Iglesia en desequilibrio; pues le ha dado un énfasis desmedido y tendencioso al fundamentar La Salvación en el texto de Marcos 16:15 “Id por todo el mundo y predicad el evangelio a toda criatura”, este es el mensaje que ha llevado al Hombre a  incorporarse a la Iglesia sin ningún compromiso y ha hecho famosos a muchos evangelistas. 
  • Esto hace al recién Creyente dependiente de La Gracia; Un Evangelio con un Salvador, pero sin UN SEÑOR. En cambio se han olvidado del mandato que Jesús estableció en Mateo 28:18-20 donde Jesús deja en claro su Autoridad, el establecimiento del Discipulado (el cual es el deseo de Jesús crear un vínculo entre los que son llamados a predicar, y los Creyentes; cosa que no ocurre al predicar bajo la base de Marcos 16:15); también en el bautismo se crea un pacto no solamente en el reconocimiento y obediencia a Jesús, sino también con el Padre y el Espíritu Santo; incluso la orden de ENSEÑAR todas las cosas que Jesús mandó (esto implica en el Creyente, el equilibrio entre LA GRACIA Y LA VERDAD Juan 1:17). 
  • La predicación del Evangelio bajo el concepto de Mateo 28, le da a la Iglesia el carácter del reino de Dios y su infraestructura, el cual provee la forma de dar una Cobertura Total al Creyente; la línea que diferencia el reino de Dios con el Mundo; y el contraste que debe existir en LA FAMILIA Cristiana, con las familias en el Mundo. 
  • En cambio, bajo la posición en que los Ministerios han sujetado a La Iglesia limitándola a Marcos 16, ha sido fácil que La Iglesia se haya convertido en Un Culto, muy alejada del concepto del reino de Dios. 
  • Esta posición en el reino de Dios nos pone en la perspectiva correcta para poder apreciar en su verdadera dimensión Las Escrituras, su aceptación y valoración de los conceptos y los Escritos de Pablo, que es la persona que Dios escogió para darnos al Mundo gentil, la revelación del diseño de La Iglesia, donde toma vida y forma el Ministerio apostólico y su carácter profético. 

Por otra parte, históricamente, en el siglo quince cuando empezaron a surgir los evangelistas contemporáneos lo único que les preocupaba y deseaban era NO PARECERSE AL ESQUEMA ROMANO CATÓLICO, así que en su referencia del Evangelio, lo más cerca que tenían era  ese Sistema. Del cual la Iglesia todavía no ha podido desembarazarse del todo, puesto que las costumbres y formas del catolicismo están firmemente pegadas como sanguijuelas al Cristianismo. 

En cambio vemos como el Señor Jesús al edificar su Iglesia (Mateo 16:18), varias veces hizo alusión a Las Escrituras (A. T.) comenzando desde Moisés, los Salmos y los profetas.

Aunque Dios  tenía en su presciencia todas las cosas, el Señor Jesús echo mano de esa referencia,  lo ya revelado, para escoger las “piedras” y bases que Dios distinguió, siendo Él la principal piedra del ángulo (Efesios 2:20).

Así que ahora nos toca a nosotros los que gemimos por Su Iglesia (Ezequiel 9:4-6), corregir el rumbo, volviendo a las Referencias que Jesús estableció, las cuales se las reveló a Pablo. 

Esto nos llevaría entre otras cosas, a considerar el concepto del Evangelio a seguir; redefinir, y renovar el nuevo Pacto con Dios; colocar en su tiempo debido el Evangelio de Mateo, Marcos, Lucas y Juan. 

Es un gran desafío para cualquier Ministerio, máxime para este grupo de Apóstoles contemporáneos, que se supone  son los que deberían tener bien definido el rumbo de La Iglesia; sin embargo, se han concretado a posesionarse de áreas geográficas. Esto sería solo el principio. 

Orhac tiene contemplado este Proyecto, pero no lo podemos hacer solos. Si el Espíritu Santo indica el tiempo, las personas, la forma, los medios y recursos para que este Proyecto salga a la luz de la Iglesia, y el Mundo, pues a Él sea la gloria. Amén.        

         Su siervo en Cristo 

Fernando Martínez C.

Fundador de Orhac

       http://orhac.es.tl     

Nota, falta agregar la tendencia que tiene el Ministerio en anular el Fruto del Espíritu a cambio de las habilidades, talentos, destrezas y valores humanos que muestran algunos creyentes. Incluso la anulación de la Enseñanza que Jesús mandó que se impartiera a los Creyentes, a cambio de oradores y predicadores profesionales; no pasando por alto los conjuntos o grupos musicales, aunado con los efectos especiales que se acostumbra para impresionar al Creyente, al Tele auditorio y en las Campañas Evangelísticas masivas.        

A la predicación de Jesús, (el Mundo conocido) Israel definió su postura y decidió no solo confrontar, cuestionar y rechazar a Jesús, sino también conspirar para llevar a Jesús al Monte del Calvario. La Iglesia que es el Cuerpo, y representa a Cristo; además de ser la portavoz del Evangelio de Jesús; en el parámetro que estableció Jesús en su presentación, ¿cuál es la semejanza de la Iglesia en relación con el Mundo? El Mundo rechazó a Jesús con las consecuencias ya históricas conocidas, ¿cómo concibe el Mundo hoy a la Iglesia y sus Ministerios?





Comentarios hacia esta página:
Comentado por Juan Manuel( jjelpamsn.com ), 12-05-2015, 20:43 (UTC):
Disculpe Sr. Martínez, pero todo esos escritos son una sarta de disparates, mejor dediques a otros cosa y no hablar y a escribir tantas sandeces.
Para su información, Jesucristo es un personaje de ficción, obra literaria y alegórica establecido por roma como el héroe de su naciente religión del siglo IV.
Fueron los católicos remanso los que crearon el Cristianismo, una forma o sistema de creencias basadas en la fe de un personaje inventado.
No hay registros históricos ni testimonios orales del primer ni del segundo siglo que dan señales y evidencias de la existencia de un ser como describe ella Biblia que es el supuesto salvador llamado Jesus.
Mejor dediquen a otras cosas mas productiva y dejense de engañar a al gente con falsedades como estas.



Añadir comentario acerca de esta página:
Su nombre:
Su dirección de correo electrónico:
Su página web:
Su mensaje:

Bienvenidos Ministros del Señor Jesucristo

Este espacio ha sido abierto para que ustedes puedan tener un Soporte Espiritual y puedan ejercer un Ministerio competente a favor de los hijos de Dios, a quienes ama y por quienes Jesús se ofreció en sacrificio.

Todos los conceptos que utilizamos están bajo el diseño del Reino de Dios; para mayor comprensión, usted debe estar ministrando bajo Efesios 4:11; el Equipo que Dios escogió para Su Iglesia.
La Ley por Moisés fue dada, pero La Gracia y la Verdad vinieron por medio de Jesucristo. Juan 1:17

Este es un texto que contrasta dos mensajes, dos pactos, dos reinos. El Pueblo de Israel bajo la ley de Moisés casi llega a la cuspide, sin embargo, La Iglesia supervisada por los Ministros profesantes actuales, no ha superado ni alcanzado el testimonio esperado por causa de que tomaron del Pacto con Jesús, solamente una gracia de oferta, ignorando LA VERDAD de acuerdo al concepto de Dios.

Bajo esta "Gracia" han ignorado el Señorío de Jesucristo.
 

=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=
Last Update.11 Dic.2010